miércoles, 22 de mayo de 2024

Realatos de los Jueves( fenómenos atmosféricos)

 

Otro jueves más nos convoca nuestra Mag, con un tema que nos afecta a todos, como son los fenómenos atmosféricos.

Nos deja unos cuantos para qué elegimos el que nos guste más, o con él seamos capaces de hacer un texto divertido, ameno, catastrófico, en fin, cada uno como le venga mejor desarrollarlo, bajo las reglas que ya sabemos todos o casi todos.

Un besote, si pinchas en la imagen allí encontraréis las normas y todo para poder participar. Gracias.

Mi fenómeno atmosférico para este relato ha sido la Aurora Boreal.

La misión que esta vez me asigno mi general, era delicada y muy arriesgada, de alto secreto.

Pues supe mi destino hasta dos días antes < Polo Norte > nuestro equipo estaba formado, por  dos científicos, dos médicos y dos meteorólogos.

Objetivo, a la llegada tendríamos las intrusiones pertinentes.

Nada más llegar al refugio me llamo la atención, la familia de osos polares que transitaban por nuestros alrededores, la vista se difuminaba con el blancor del paisaje.

Nuestro refugio estaba solitario, tres días antes nuestros antecesores lo habían dejado libre para nuestra llegada, teníamos todo un arsenal de víveres para los tres meses de nuestra misión, ya teníamos las órdenes pertinentes deberíamos analizar e investigar el cambio climático, pues los últimos registros no eran muy satisfactorios.

El silencio y la soledad era algo innato ese inmenso lugar, aunque no había mucho tiempo de aburrirse, el trabajo tenía que ser muy concienzudo, analizar los pros y los contra de los vientos, la subida de temperatura, e incluso el comportamiento de los animales que allí habitaban daban mucha información  del minino cambio ambiental.

Decir que mi estancia en ese lugar apartado de la mano dios fue una gran experiencia para mí, pues viví tormentas eléctricas, hasta grandes  nevadas, pero si algo me llamo la atención y hasta hora es lo más bonito que me ha pasado en este trabajo, es contemplar en directo una Aurora Boreal.

Sabía toda la teoría, pero visualizarlo en directo nunca tuve la oportunidad.

Aquella, madrugada, la recordaré para siempre, finales de abril nos quedaban pocos días de nuestra misión, creí que no se daría poder ver aquel fenómeno, pero  aquella noche salimos todo el equipo a disfrutar del gran espectáculo.

 Ese rojo intenso y morado era de una belleza espectacular, conforme iba dispersando la vista hacia abajo los colores eran más suaves, verdes, amarillos, esos cambios eran debidos a la presencia del nitrógeno, descubrí que la naturaleza es aún más sabia, que todo tiene un porqué.

 Está científicamente demostrado que son partículas cargadas eléctricamente procedentes del sol, y estás al chocar con la superficie de la tierra, provocan que veamos tan gran espectáculo.

Mi compañero, mientras la observábamos, me contó que hay un mito que dice que representa las fuerzas divinas, incluso abriendo un puente entre lo material y lo trascendental.

Verdad o mito os aseguro que después de verla uno se siente en otra dimensión, pensando que allá arriba hay mucho por descubrir.

                                            Aurora Boreal Polo Norte

Campirela_






 



miércoles, 15 de mayo de 2024

Relatos de los jueves(Sombras Urbanas)

 

Un nuevo jueves nos convoca Neogeminis, en esta ocasión nos deja unas imágenes de su autoría para que con ellas nos centremos y hagamos de esas sombras urbanas un texto literal o en sentido figurado. 

Pues bien, de todas las imágenes, me quedo con esta ... Gracias, podéis ir pinchando en la imagen de arriba, os llevará a los participantes.


El parque Solitario

Por qué la gente estaba todo el día en su casa y no visitaba el parque Sin embargo, a Elena le seguía gustando salir a dar un paseo por él, transitar por sus caminos, aunque no fuera acompañada. Le gustaba recorrer todo lo bueno que tenía aquel lugar, ese misterio de ser un parque solitario. ¿Por qué las personas habían decidido no disfrutar de la naturaleza? Pensaba una y otra vez en cada uno de sus paseos. Un buen día se encontró en el camino un charco de agua, eso le hizo pensar que alguien había regado no hacía mucho. Giro su cabeza para poder ver si aún seguía por allí. — ¡Pero jovencita! ¿Qué haces tú por aquí? — Solo paseaba… ¿Le parece raro?— contestó Elena acercándose aquel señor con manguera en mano. — Sí, porque apenas me encuentro con gente y si alguien viene al parque son los mayores a tomar el sol. Ahora la gente joven preferís otras diversiones, y salir a jugar al parque no entra dentro de ellas. — Tiene razón. — ¿Y si organizas una fiesta con todos tus amigos, tal vez sea una buena idea, para que por unas horas dejéis vuestra vida sedentaria y practicar algo que se está perdiendo el contacto visual con otras personas? ... Y el parque es un buen lugar. — ¡Llamaré a todos mis amigos! Y entre todos pensaremos algo para recuperar, y devolver a este parque vida y alegría. — Si la semana que viene consigues reunir a tus amigos que dejen en casa sus móviles, iPad y ordenadores… Nos veremos justo en este camino al lado del roble, yo os ayudaré en lo que pueda. Así fue como el parque cambio el silencio por el jolgorio, hasta los árboles se les veía más hermosos, las risas de aquellos jóvenes resucitó tiempos pasados, las sombras ya no eran de tristeza, sino de amor y alegría. Tiempo después, cada primer sábado de mes, jóvenes del barrio, su centro de encuentro era aquel parque, allí pasaban horas charlando, debatiendo sus proyectos, intercambiando ideas, en una palabra habían cambiado por un espacio de tiempo sus tecnologías por algo innato en el ser humano hablar y comunicarse.

Campirela_

Gracias Neo

miércoles, 8 de mayo de 2024

Relato de los jueves (Una Experiencia de cine)

 

Otro jueves más aquí estamos con otro relato que promete ser divertido y muy ameno, nos convoca Marcos, su segundo jueves consecutivo, nos propone que hagamos un texto y en él si podemos incluir algunas opciones de las que nos deja. para un mayor motivo de inspiración. 

Gracias, si pincháis en la imagen os iréis a la convocatoria y lista de participantes.

*Una laguna misteriosa con una intrigante leyenda.

Personaje elegido" Un empleado de un taller de Tatuajes"

Un tatuaje, unos cineastas y una historia misteriosa

Cuando llegue a mi puesto de trabajo eran las diez de la mañana, ese día teníamos dos jóvenes para que les hiciera un tatuaje que requeriría paciencia, pues el dibujo era un misterioso animal, y el lugar era delicado en el tobillo. Abrí el cierre y me puse un café, al mirar por la ventana vi mucha gente en la calle, para la hora que era, me fije en un gran camión, el cual empezó a descargar mil artilugios de cine, cámaras, proyectores, lo curioso fue sentir como el pueblo estaba en movimiento. Las gentes del lugar se las veía contentas, pues de algún modo transformó la mañana en algo especial. Al medio día, era un hervidero de personajes disfrazados actuando, y ese altavoz, con el monosílabo “Corten”. Bella entró a la hora prevista hacerse su respectivo tatuaje, me estuvo explicando que ella sufrió un accidente en la laguna que hay a dos kilómetros del pueblo, pensaba qué se ahogaba cuando un animal la subió a su lomo y la deposito en la orilla. Unos veraneantes que la vieron dieron cuenta de ella y la pudieron salvar. Aquella historia me resulto curiosa, la verdad que la joven no se la veía que estuviera fuera de sus cabales, ese era le motivo por el cual tenía tatuado en su mente, quien la salvo de su muerte. Con este relato, me tuvo entretenido, cuando termine y salí a comer, me di cuenta de que aquellos cineastas, iban cargados con todo el material hasta la laguna misteriosa. ¿Sabrían ellos algo de la historia? ¿Sería verdad lo que me contó Bella? O tal vez, solo eran cosas de mi imaginación. Estuvieron tres semanas grabando, dejaron en los establecimientos invitaciones, para cuando se estrenara la película, y cuál no fue mi sorpresa, que el título de dicha cinta, no era otro que «EL Monstruo del Lago» La vida real es más ficción que cualquier largometraje. Aquel acontecimiento dejó una buena cantidad de dinero en el pueblo y eso se agradeció, pues con él, arreglaron unas cuantas calles y pusieron farolas nuevas. Al menos sacamos todos beneficio de aquellos personajes que nos asombraron a todos.

Campirela_

domingo, 5 de mayo de 2024

Reto del Microteatro De Mayo

 

 Este mes de mayo el micro será  sobre el circo, nos vamos a divertir mucho, a quien no le gusta ver ese gran espectáculo, he de decir que ha cambiado mucho en los últimos tiempos, debido a que por ley ya no se pueden exhibir animales en él.

Pinchando en la imagen os iréis al blog de Meche y allí encontraréis las bases de la puesta en escena. Besos

Escribir un texto, preferiblemente corto, que sea un diálogo entre dos o más personas, con las características del teatro o poesia. También puede incluir monólogos o soliloquios.

👉 Requisitos internos: El tema de este mes será El circo, ya sea como personaje, como tópico literario, o símbolo de lo que queráis.

👉 Abstenerse utilizar inteligencia artificial o cualquier otra herramienta para crear el microteatro o los personajes. Prefiero la inteligencia humana y la creatividad. 

👉 La actividad estará abierta durante el mes de mayo.

Que comience la función

—¡El circo ha llegado al pueblo!— se oía al pregonero, el señor de la tienda salió a las voces y entablo conversación con Pedro, que así se llamaba el pregonero de Don Sebastián, pueblo pequeño de la comarca El Bierzo, pero con una buena plaza donde poder instalar el circo de los Hermanos Pérez.

En la calle el pregonero y el tendero.

—Pregonero: Buenos días, don Julián, ha visto el camión que este año trae el circo. —El tendero Don Julián: No, todavía no lo he visto, pero por el alcance de tus gritos debe ser de órdago, esperemos que este año nos haga mejor tiempo y poder disfrutar. Pregonero: Sí, ha dicho el tío Eloy que ha visto a las golondrinas volar bien alto, así que el sol le tenemos garantizado. El tendero: Pues nada, si lo ha dicho el tío Eloy, no hay más que hablar.

Una tarde en el circo.

La familia Reus emperifollada, al completo van al circo. <Padre, madre, Juanito y Claudia> Juanito: Madre ha visto a las trapecistas, qué ropas llevan Madre: Pero niño, tú que miras, anda, haz el favor de quedarte sentado y calladito Juanito: Pero madre, si yo solo he dicho …

Madre: ¡que te calles he dicho! Padre: A ver haya paz, que el chiquillo tiene los ojos para mirar. Claudia: Madre, yo quiero ver a los payasos Madre: Por dios niños tranquilos que ya comienza el espectáculo.

El maestro de ceremonias sale con su sombrero y capa saludando a todo el público, este en pie aplaude con generosidad.

Señoras y señores, damas y caballeros, en nada comenzará el mejor y mayor espectáculo que jamás hayan visto, los que padezcan del corazón por favor que se tapen los ojos, no sean que vayan a sufrir un vahído.

El hombre de los cuchillos, que con sus ojos tapados lanzará sobre la figura de la señorita que ven allí en la puerta roja. Los trapecistas que sin red harán mil piruetas, incluida la del triple salto mortal, y que decir del hombre del sable, se introducirá en su boca más de dos metros de acero y verán que ni una pizca de sangre saldrá de ella. Y para finalizar, los payasos harán las delicias de los más pequeños, eso sí, no nos olvidamos de los juegos de magia, y alguna sorpresa más que habrá… Así, pues querido público que comience la función — Se oyen aplausos y sonrisas viva la ilusión — Fin

Campirela_

miércoles, 1 de mayo de 2024

Reto de los Jueves. ( Un reto oceánico)

 


Este dos de Mayo nos ponemos en armas, y nos vamos con reto de piratas, que estoy segura, que nos dará muchas y buenas historias. El reto, esta vez lo convoca Marcos, si pincháis en la imagen os llevará a la convocatoria. Así pues, vamos a ver  que somos capaces de hacer.

Abordaje al Galeón

Nunca pensé que ese As en la manga tuviera unas consecuencias tan nefastas. Salí por patas de aquel tugurio de borrachos y malas gentes, había cometido un error y me habían descubierto, un tramposo de póquer era peor que un asesino, Corrí y me subí sin ver la bandera en aquel barco, me escondí entre las redes y allí hice noche.
Cuando desperté estaba en alta mar, mi sorpresa fue que al izar la bandera vi que era negra y con una clavera, dios estaba en pleno océano en un barco de piratas, si malo era el haber hecho trampas, que haría yo allí de polizonte. Mi ingenio fue rápido y me presenté en la cubierta preguntando por el cocinero, pues si algo entendía era de hacer guisos hasta con piedras, pues el hambre agudiza la mente.
Llevábamos un mes de travesía, habíamos varado en alguna isla remota, el capitán dejó bien claro ese mañana que venían tiempos de estrecheces, pues apenas quedaban víveres en la bodega.
El trueque de joyas por comida estaba a mínimos, no había más remedio que cambiar de rumbo y asaltar un barco mercante donde tenían conocimiento que transportaba un gran tesoro de joyas y comida para abastecer una tripulación. Como ayudante de cocina me las tuve que ingeniar para que esos piratas estuvieran lo más fuertes posible para el asalto eminente.
El barco se ocultó bajo unas grandes rocas, desde allí se divisaba el gran galeón, no estaría a más de doscientas millas, tiempo para preparar la emboscada. En las cocinas no se hablaba de otra cosa, todos sabían de lo audaz del capitán tres pelos, ese era su apodo —pues el hombre era un poco lampiño— los cañones estaban cargados, dispuestos al ataque.
En menos de media hora unas ráfagas de pólvora se cruzaban entre sí, el ruido era extremo, allí abajo, en las cocinas no veíamos nada, solo oíamos los gritos, de los hombres en plena conquista del botín. Pasados unas horas todo fue silencio, se oyó gritar un ¡viva el capitán!, fue cuando supimos que fuimos vencedores, ya tendríamos botín para seguir surcando los mares.
Aquel día, la comida fue especial, un buen trozo de carne salada, confiscada por los piratas, fue derecha al puchero, que con mis especias le di el sabor de un buen guiso, vamos que chuparse los dedos, fue el segundo regalo del día, después de saquear el galeón. Campirela_

sábado, 27 de abril de 2024

Reto Ginebra mes de Abril Subliminal

 Reto de Ginebra, mes de abril

Subliminal


 Calles de París

                                  Imagen del blog Lovely Bloggers

París, sus calles y una canción, basto para que volvieras a mi mente. Han transcurrido más de tres décadas y sigues ahí en un rincón de mi cerebro, no ha llegado todavía la hora de borrarte de él. Cada vez que escucho aquella melodía entras en acción, miro el retrato que cuelga en el salón, allí están mis años dorados, los que tú pintaste en esas calles del viejo París. Aún guardo el vestido rojo, con ese escote que te hacía vibrar, mostrando mi parte más sensual, llegue a estar tan enamorada de ti, aunque hubo algo más fuerte que ese amor, el sentirme deseada por ti.

Así me hiciste sentir tú, ahora lo sé, los años me han hecho madurar y miro aquellos recuerdos en fotografías, y pienso, fuimos felices, duro lo que tuvo que durar. Tu arte, era sublime aquel cuadro donde una joven tendida bajo un manzano posaba desnuda para ti, ese cuadro te hizo elevar a lo más alto, fui testigo real de ello. Nuestros paseos, conversaciones, besos, deseos impuros fueron como aquella obra de arte sublime, lujuriosos y atrevidos. Hoy volví a sentirme así, cuando de nuevo escuche nuestra canción.

Campirela_

Nota: Este texto corresponde al reto de Ginebra del mes de abril, < SUBLIMINAL<si pincháis en las imagenes os llevará a la convocatoria y participantes. Muchas gracias.


Gracias Ginebra...




miércoles, 24 de abril de 2024

Relato de los Jueves.( Binomio Fantástico)

 

Esta semana tenemos fantasía por doquier, Mag, con su ingenio, nos da unas claves para que nuestro relato sea un Binomio Fantástico.

Para ello nos deja unos cuantos en su entrada, podéis ir pinchando la imagen del gatito lector.

Vamos a ver que nos depara nuestra imaginación, de entre los ejemplos me decanto por …

Niebla/Escalera.

Realidad o Fantasía

Aquel beso quedó grabado en mi memoria para siempre, hoy le he vuelto a recordar, al salir esta noche de trabajar, después de estar veinticuatro horas de guardia en el hospital.

Ver tanta enfermedad me ha sensibilizado y quizás mi memoria se haya volcado a ese instante donde el miedo y el placer se juntó en una rara y fatídica noche, podría decir que un instante lo cambio todo.

La niebla cubría la ciudad, las farolas no reflejaba la suficiente luz, no tendría que haber apurado tanto la tarde y quedarme hasta el cierre de la biblioteca, pero mi tesis tenía prioridad y era hoy o ya no tendría tiempo de presentarla.

Me puse mi bufanda y gorro, eche a caminar, no me sentía sola, pues en mi cabeza llevaba más de ochenta páginas de la investigación que había realizado.

Sin prestar atención a mi alrededor, no me di cuenta de que cada paso que daba la niebla iba volviéndose más tupida, apenas sabia por donde caminaba, el silencio era absoluto, tan solo algún maullido de algún gato callejero.

De pronto me di cuenta de que me había desorientado, mejor dicho me había perdido en mi propia ciudad. 

Cogí el móvil para llamar a casa, al menos podría decirles que iba a llegar más tarde, el oír a mi madre me daría tranquilidad, pues mis nervios comenzaban a dar señales, aunque procure que mi respiración se relajara.

Por qué siempre cuando más se necesita el móvil o se nos ha terminado la batería o la cobertura es pésima, pues eso fue lo que me ocurrió, a esas alturas, mis piernas comenzaron a temblar de miedo.

Mis pasos, aceleré, y al no ver por donde pisaba una escalera como salida de la nada, hizo que tropezara con mis pies, rodé como una bola de billar.

Noté que de mi frente salía un líquido caliente, toque con mis manos, era sangre, intente moverme, pero mi cuerpo no me respondía, allí sola tirada en esas escaleras y la niebla de compañía me deje llevar, cerré los ojos, lo que pasó no sé si fue fruto de mi desmayo o realidad.

En ese delirio, vi que un hombre, con capa negra,  me levantaba como a una pluma y me llevaba a un lugar extraño, me tumbaba sobre un sofá y observándome todo mi cuerpo se inclinó hacia mí y beso mis labios.

Abrí los ojos, en ese instante me encontraba en el hospital, sentada en mi despacho con mil  informes sobre mi mesa de trabajo.

Mire el reloj, tuve que haberme quedado dormida, me despeje un poco, cerré la puerta dirigiendo a la salida, era hora de descansar.

Al salir una niebla cubría la calle...

Campirela_