Hadas

Hadas
Gracias Ginebra

miércoles, 7 de diciembre de 2016

Perdidos


Relato del Jueves : Perdidos

Mis recuerdos me llevan al desierto , donde pase la mayor de las ansiedades perderme entre dunas no era lo planeado aquel fin de semana, pero las circunstancias me llevaron aquella situación.

Era viernes por la tarde acabábamos de llegar Marrakech , el día era sofocante pero la ilusión era mucho más , dejamos las maletas , nos dimos una ligera ducha y con las mochilas puestas y ropa adecuada pusimos rumbo a lo desconocido y por supuesto a vivir la mejor de las venturas.

Eramos cuatro amigos con ganas de vivir el fin de semana a tope y ver el tan ansiado Desierto del Sáhara. Alquilamos un coche todo terreno pues hasta llegar a Merzuaga teníamos muchos kilómetros por delante y una noche para dormir bajo las estrellas.

Llevamos mapas y una buena brújula para orientarnos y sobre todo la idea era permanecer los cuatro juntos y no alejarnos los unos de los otros , y aquí fue donde empezó toda la adversidad , había tantas cosas que ver y fotografiar que Nestor , el más inquieto no paraba de ir alejándonos poco a poco , del grupo.

Al llegar al Valle del Draa , la vista era impresionante , ver aquel maravilloso río en medio de tanta arena causaba sensación , fue aquí donde nuestro amigo el fotógrafo le pudo más el paisaje que seguir las normas que habíamos establecido , se fue alejando sin que nos percatáramos hasta que pasado un tiempo, me di cuenta que no  le visualizaba , mi error fue salir en su busca sin comentárselo a los compañeros .

Mi angustia era cada vez mayor , mi vista solo veía dunas  y más dunas doradas como el oro y a lo lejos un río que rompía toda la estética del desierto.

_ Creí ver algo que alzaba las manos , pero mi miedo era aterrador la noche avanzaba y el frío hacía castañear mis dientes , pero sobre todo mi culpabilidad de haber abandonado a mis compañeros sin decirles a donde me dirigía , ahora eramos dos los perdidos , Nestor por su curiosidad y yo, por no saber esperar al resto,  por mi mala cabeza de ir detrás de él .

_Agotada , cansada y temblorosa me recosté sobre una duna, cuando en medio del silencio oí pasos como pude me levante y alzando la voz grite desesperada ¡ aquí amigos por favor !
_Marga y Nacho se abalanzaron sobre mi y no me dijeron nada ( en ese momento) solo fue mis lágrimas y mi perdón lo que se oyó en el silencio del desierto.

_Pasados los momentos más tensos , tuvimos que coger las riendas de la situación y seguir buscando a Nestor , pues él seguía perdido y el tiempo era clave , pues como bien se sabe la temperatura baja mucho en el desierto y hacía más de una hora que la noche nos contemplaba .

 La tensión fue unánime ¿ y por qué  no la culpabilidad? de no haber hecho las cosas bien , los tres  cuando nos calmamos  , decidimos ir a buscarle ..¿pero dónde?

_Marga era la mas serena de todos y trato de tranquilizarnos  diciendo que quizás se adentrará en el río y hubiese resbalado .
Era una posibilidad que teníamos  que contrastar , así pues pusimos rumbo al río ..

Llevábamos una hora caminando junto a la orilla y vimos de todo menos a nuestro amigo , el tiempo pasaba y la noche nos cubría , aunque contemplar el cielo estrellado era maravilloso , la ausencia de Nestor no, nos hacía disfrutar del majestuoso firmamento que arriba teníamos.

_Nacho el más responsable ceso en el paso , nos reunió a los tres , colocándonos en circulo y con las manos en jarra nos comunico que tendríamos que descansar y esperar a que la luz del día nos dejara visualizar mas terreno .

_No,  dijo yo  tenemos que seguir , quizás este herido y nos necesite ... justo en ese momento oímos un grito de socorro ..

¡ Ayudaaaaaaaaaaaaa , aquí!
Corrimos como posesos , a unos 200 metros se encontraba Nestor atrapado en unos forrajes y plantas aromáticas  que le habían hecho perder el equilibrio y estaba inmovilizado pues su tobillo parecía fracturado.

La aventura termino con Nestor lesionado pero el viaje mereció la pena ,  nos enseño que cuando se va en grupo, una de las cosas más importantes es seguir las reglas establecidas y nunca aislarse de él , recapacitar de que aunque todo se lleve planeado , el libre albedrío siempre juega con nosotros.

El viaje a Marruecos nos enseño muchas cosas , pero la principal fue la amistad sobre todas ellas .

Campirela_

Mas relatos del Jueves en el blog de Charo

24 comentarios:

  1. ¡Hola! Pobre Nestor que además de perdido, quedó atorado y lesionado. Que el grupo siempre es bueno mantenerlo pero a veces, te tienta a alejarte y así acabas.

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Holaa! gracias por tú comentario , la verdad que no puede ser mas desafortunado ir de viaje y sufrir una lesión , pero eso pasa por aventurarse jajaja( es ficción ) .Un abrazo y feliz día.

      Eliminar
  2. Hola; no cabe duda de que es una experiencia muy agobiante. La arena constante y eterna y no ver nada ni a nadie. No escuchar sino viento. En fin, me alegro de que acabara bien. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que si me hubiera pasado de verdad , me hubiera agobiado más que la persona del relato , el perderse y no ver nada conocido debe ser de las cosas peores , pero todo termino bien , tan solo una pequeña lesión .
      Un saludo y muchas gracias por comentar .

      Eliminar
  3. Menuda experiencia! A veces cuando una persona se pierde en un sitio que no conoce es por una imprudencia, pero ¿quién no ha cometido una imprudencia alguna vez?...lo importante es aprender de la experiencia para la próxima vez, al menos eso lo habrán aprendido los protagonistas de tu historia.
    Muchas gracias por participar.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias amiga por comentar y muchas gracias por la propuesta , la verdad que hay que aprender de las experiencias , y la próxima aventura ser un poco más prudentes ¿ pero que sería una aventura sin hacer alguna locura jjj?.
      Un saludo y feliz resto de la cabeza.

      Eliminar
  4. Seguir las normas, como bien dices, también la perseverancia, así pudieron encontrar al amigo faltante y también a ti, buen relato, Campirela
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ame , es cierto que aunque a veces nos cueste seguir las normas en algunas ocasiones nos viene bien , como por ejemplo en esta ocasión.
      Un beso y te deseo un buen fin de semana .

      Eliminar
  5. El espíritu aventurero suele tener que pasar por esas situaciones, el compañerismo se pone a prueba de ese modo, un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Neogéminis , eso es lo que quería resaltar en este relato , a parte del viaje el compañerismo , que tiene que perdurar en todo momento .
      Un abrazo y gracias.

      Eliminar
  6. Bien contado. Como si fuera una anecdota real con potencial de ser ficción, no como una ficción. Me gustó eso de la amistad.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Demi , me alegro que te gustará , es totalmente inventado , menos los lugares que son reales , pero pq no quizás en algún lugar exita un Nestor que la curiosidad le lleve alejarse y perderse jjj . Un abrazo y por entrar y comentar .

      Eliminar
  7. No creas que es necesario el desierto para perderse. De pequeño, en mi ciudad, dos veces, dos, me encontraron a varios kilómetros de casa, en la otra punta de ésta. Por fortuna para mí, en las dos ocasiones me vieron conocidos de mi familia y me retornaron a casa. Lo que es extraordinario en una ciudad tan populosa como la mía.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que bueno Pepe , yo creo que lo que tú querías era hacerte una escapada solito y allá que te fuiste .. Es broma, lo cierto es que cuando uno se ve perdido lo pasa mal , es una sensación de vació .
      Gracias por entrar y comentar , un saludo grande.

      Eliminar
  8. Yo que suelo ser aventurera, me pierdo en un lugar así y me muero de miedo, porque perderse acompñada es una cosa pero sola....Has descrito un lugar fantástico que siempre he soñado visitar, muy bueno tu relato, besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias me alegro que lo hayas disfrutado ,el lugar sin duda debe ser genial , pq a pesar de ser un paisaje crudo , nos ofrece cosas muy interesantes.
      Un fuerte abrazo

      Eliminar
  9. ¡Vaya situación! por lo menos sacaste algo bueno de ella.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas Tracy , muchas gracias por pasarte y comentar , te diré que la situacion es totalmente ficticia , es inventado pero debe ser de pánico verse en esas circunstancias.
      Un abrazo y feliz domingo.

      Eliminar
  10. Una situación agobiante que por suerte terminó bien...lo peor de todo es la sensación que uno tiene al principio de que uno no se puede perder y agobia mucho más cuando uno se percata de que, efectivamente, está perdido...buen relato...
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por comentar, la verdad que debe ser angustioso verse en esa situación , y más en un lugar donde la extensión parece no tener fin .
      Un saludo y buen resto del fin de semana.

      Eliminar
  11. Vaya experiencia!! ...a veces no se miden las consecuencias, de algo que creemos un detalle ensignificante y que podemos terminar pagando caro. Buen relato.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad que la irresponsabilidad hace que seamos atrevidos , pero con ello nos exponemos a tener malos momentos . Menos mal que es ficción y podemos aprender que eso nunca debemos de hacer cuando salimos de aventura hay que ser consecuentes .
      Un abrazo y muchas gracias por comentar me alegro que te haya gustado .

      Eliminar
  12. ¿Has llegado a pasar algo así de verdad? :O...

    Espero que vayas a pasar unas felices fiestas cariño,

    Noa

    ResponderEliminar
  13. Jaaa , no es una historia real , aunque si me gustaría haberla tenido , pues aunque me perdiera es una experiencia muy buena ya que te enseña a valorar el compañerismo y la supervivencia .
    Lo mismo te deseo unas felices fiesta muakkkk

    ResponderEliminar